Medicina Basada en Opiniones (sesgadas)

La inspiración para este post surgió después de leer un artículo en un diario de circulación nacional hace unos días atrás.  El título: Una buena elongación tras el trote es esencial para proteger los músculos.

Vamos por parte.  Lo primero es resumir un poco lo que dice el artículo.  Dice lo que hemos escuchado desde niños: que hay que elongar, que es bueno ser flexible, de la diferencia entre elongaciones dinámicas versus estáticas; que las primeras hay que hacerlas de una forma muy particular (“Conviene realizarlas en formas ascendentes, tobillos, rodillas, caderas, en dos a tres series, de 10 repeticiones por lado“), y las segundas también (“…dos a tres series por segmento muscular, manteniendo cada posición por 20 a 30 segundos“).

Pero veamos qué es lo que nos dice la evidencia.  Si, la evidencia. Me refiero a los estudios donde se han comparado los resultados entre personas que elongan y las que no elongan (asignadas al azar, obviamente).  Y me voy a tirar a la piscina; voy a ir a buscar una revisión sistemática sobre el tema.  Una revisión sistemática es un estudio científico donde el grupo de investigadores revisa exhaustivamente todo lo que se ha publicado (y hace un intento tremendo por buscar lo que no se ha publicado también) acerca de una pregunta clínica (¿En corredores de fin de semana, es mejor elongar o no elongar, para prevenir lesiones?). A continuación describo mis pasos:

1. Ir a Pubmed, una base de datos gratuita donde se hay almacenados millones de artículos científicos… buenos y malos. De todo.

2. Búsco el término que mejor describa lo que quiero investigar. En este caso, me conformo con “Muscle Stretching Exercises”, que incluye más de 24 formas de referirse a lo mismo.

3. Uso el término que escogí y me voy a un buscador especial de revisiones sistemáticas, también dentro de PubMed.

4. Leo los resultados.  Hay 3 revisiones sistemáticas relevantes a nuestra inquietud:

La primera incluyó 12 estudios originales que evaluaron los efectos de elongar sobre el dolor. Conclusión: la elongación antes, durante o después del ejercicio no produce beneficios clinicamente relevantes, en términos de reducir el dolor post ejercicio.

La segunda incluyó 35 estudios originales que evaluaron los efectos de elongar sobre las temidas contracturas.  Conlcusión: La elongación no produce beneficios relevantes en términos de movilidad articular.  Los autores hacen hincapié que ningún estudio duró más allá de 7 meses por lo que no pueden pronunciarse acerca de lo que pasa después de 7 meses.

La tercera incluyó cuatro estudios originales que evaluaron los efectos de la elongación estática.  Conclusión: hay evidencia moderada a intensa de que la elongación estática no disminuye la incidencia de lesiones.  En esta revisión, sí se redujo un tipo especial de lesiones (músculo-tendinosas)… lo que significa que, si en promedio no cambiaron, otras tienen que haber aumentado!

En suma, parece que la evidencia disponible no apoya mucho la elongación.  ¿Quiere decir esto que nadie debiera elongar? No necesariamente.  Puede que una persona, o un tipo de atleta, o una bailarina de ballet, que sí se beneficie de hacerlo (en promedio la gente no se benefició, lo que puede significar que algunos se benefician y otros no).  Lo que quiere decir es que no se debiera escribir un artículo en un diario recomendando una práctica, donde hay bastante evidencia que dice lo contrario.

 

Comments

  1. Camilo Erazo says

    Uno de los proyectos que más me gustaría ver en español es algo como el Health News Review de Gary Schwitzer: http://healthnewsreview.org/

    Un panel de revisores, compuesto por médicos y periodistas especialistas en salud, analiza las noticias del ámbito médico que aparecen en los medios de difusión masiva. Cada noticia recibe “estrellitas” en varios ámbitos (calidad de la información, información completa, costos y beneficios explicitados, y otros). Creo que sería una buena idea pasar por un análisis así las noticias que aparecen en los medios chilenos, donde el nivel es bien mediocre, en general. Además, sería un recurso para que los periodistas que cubren noticias de salud aprendieran a hacerlo mejor…

    Buen post Daniel!

  2. Favián says

    Soy un ferviente defensor de la medicina basada en evidencia, y así como con este artículo de la elongación, que salió en un medio respetado, nos vemos diariamente invadidos de charlatanería, mitos y creencias urbanas que se entregan como verdad a través de los medios de comunicación.

    A veces son periodistas con una floja búsqueda de información, o a veces asesorados por profesionales del área que también han caído en esto de la medicina basada en opinión (o basada en la propia experiencia, que es otro tema, pero igualmente ligado, mientras no tenga la evidencia significativa).

    Comparto absolutamente tu conclusión final.

    Saludos

  3. Pasto says

    Hoy mismo vi en el metro como se recomineda comer una cucharada de aceite de oliva porque facilitatría el tránsito intestinal al “lubricar” los intestinos. Es demuestra la ignorancia de quien formule dicha recomendación al no saber que el aceite comestible en condiciones normales no pasa del duodeno. Distinto podría ser con vaselina que no se digiere.
    El problema es que la gente considera a la prensa como una fuente confiable de información cuando ya hemos visto en muchas ocasiones que no es tal.

  4. says

    Buuuuu…

    Siempre leo estupideces provenientes de medios respetados.

    Acá les dejo un link con un ejemplo, noticia la cual comenté en el sitio de La Tercera y expuse claramente que está tergiversada y que la Obesidad NO ES SANA… Hay montones de ejemplos.

    En todo caso, aclaro que, en diversas conversaciones con kinesiólogos, me han dicho que hay estudios que demuestran que la elongación sirve para aumentar la elasticidad de las fibras musculares, trabajando a nivel de reflejos en el aparato de golgi y huso muscular. Está demostrado que, para diversos deportes y sus movimientos requeridos, quien tiene mayor elongación y elasticidad está claramente favorecido (por ejemplo, un karateka que pueda elevear su pierna bastante más arriba que su cabeza, podría “patear” la cara de un oponente sustancialmente más grande que él). Entiendo que esta es una justificación razonable y cierta para elongar, ya que además ayudaría a ejercer de manera efectiva el trabajo muscular (pues mientras más elongada la fibra, más se contrae)…

    En definitiva, elongar puede mejorar el rendimiento, de ahí a que evite lesiones no creo que sea algo claro (aunque un buen rendimiento podría conllevar menos lesiones, por diversos factores como un rango de movilidad más amplio, etc.)

    En mi caso particular casi nunca elongo, pero las lesiones que he tenido poco o nada tienen que ver con ello (casi siempre han sido por golpes o cosas así).

    En fin… Simplemente yo no confío en los medios masivos, creo que tergiversan todo…queriendo o sin querer.

    Saludos.