¡Orgullosa de Ser Enfermera!

A propósito del Día Internacional de la Enfermera/o, nuestra amiga Jesica @jesicaba nos regala este post. ¡¡Muchas felicidades a tod@s!!

A pocos días de celebrar el Día Internacional de la Enfermera, no sé por qué sentí nostalgia, comencé a recordar esos días en que terminaba la enseñanza media y todo el mundo me preguntaba ¿y qué vas a estudiar?, acaso quién de nosotros no paso por eso!

Bueno, yo tenía claro que elegiría  una carrera del área de la salud, quizás tecnología médica, matrona, pero reconozco que desde siempre enfermería  daba vueltas en mi cabeza.  Yo creía que era porque al estar cerca mi tía, que es enfermera, desde chica ella me contaba historias y tragedias de sus pacientes en urgencia y una frase que siempre repetía nunca la pude olvidar: “ser enfermera es como ser dueña de casa, pendiente de todo hasta si falta una ampolleta”. Al principio me parecía raro, pero lo llegué a entender años más tarde cuando ya finalmente trabajaba como ella, jugando un rol mucho mas clave que lo que la gente tiende a pensar, sobre que las enfermeras solo ponemos inyecciones y estamos para seguir ordenes médicas.

Ya en la universidad como alumna sentí que la enfermería era mi vocación, nunca más tuve dudas, esas noches interminables de estudiar y estudiar, ese primer día de practica en el Hospital con el estomago en la mano, casi nauseas, el uniforme impecable si hasta “toca” usábamos en esa época. Recuerdo el servicio de medicina hombres ,el primer contacto con un paciente ,ver su fragilidad ,el sufrimiento físico, estar con los familiares, acompañarlos y conocerlos marco mi comienzo, Como olvidar el recuerdo de una vez un paciente,  antes del  examen de “Toma de Muestra de Sangre”, me dijo al oído justo cuando entra  la docente: “no tenga miedo, mire, en este brazo tengo buena vena”….aunque no lo crean esas palabras me tranquilizaron y me fue bien , con un poco de nervios y media” tiritona” aprobé , me di cuenta que lo que tu entregas a tus pacientes, ellos también son capaces de responder y muchas veces apoyarte .

Mi internado lo hice en un consultorio, en una ciudad costera de la VIII región cerca de Concepción, las visitas a domicilio era lo que mas me gustaba, salir a terreno con uniforme, bolso, carpetas creo que me sentía importante, la señorita enfermera del consultorio escuchaba al pasar, me paraban en la calle y me preguntaban a que casa iba para guiarme, subiendo cerros, haciendo curaciones, controlando Adultos Mayores, viendo recién nacidos…. dejo de emocionarme ahora que escribo, hace bien recordar…tampoco se olvida tu primer turno sola, tu primer paciente que fallece, la primera vez que tuviste que consolar a un hijo porque murió su madre, la primera vez que te visito un paciente que estuvo grave y se recupero, el cual solo fue al hospital para darte las gracias, la primera vez que te equivocaste y no dormiste como en 3 días,  la primera vez que discutiste con un medico por un paciente, y tantas otras que sería muy largo enumerar.

Basta de nostalgia…¡ah! (suspiro)  quiero este 12 Mayo 2011, saludar a través de este post a todas y todos quienes ejercen esta profesión la Enfermería, una carrera llena  sacrificios, pero también una carrera llena de satisfacciones. No importa que hoy nos digan: Feliz día de las enfermantes o de las brujas, para eso estamos y siempre estaremos al lado del paciente.

Si de algo en la vida me siento orgullosa es de mi hijo y de ser Enfermera.

Comments

  1. Camilo Erazo says

    Gracias Jesica por compartir tu experiencia y sobre todo las razones más profundas para dedicarse a tu profesión. Nos ayudan a tener más en cuenta el real valor del trabajo de las enfermeras, lejos de los estereotipos burdos tan presentes incluso en el mundo de la salud.

    Felicidades a ti y a todos tus colegas!

  2. Karen says

    Me emocionaste, en tus palabras me vi demasiado reflejada, siento que cada vivencia tuya también fue mia en algún momento.. sentir la vocación de ser enfermera y disfrutar cada minuto sea con la máxima adrenalina, con frustración por cosas pequeñas, lágrimas de tristeza o alegría, es lo más lindo y es impagable ver que con tu trabajo eres parte de la vida de otra persona y sus familias..trabajo en una urgencia y sentir la vida o la muerte de tan cerca igual te hace vivir de otra forma..en fin estoy orgullosa y feliz feliz de haber elegido esta carrera :)
    Y por supuesto feliz día enfermeros!!

  3. loló! says

    curioso.. es así como uno se siente… jamás uno olvida la primera puncion venosa, la primera vez que se muere un paciente, la primera visita domiciliaria en las que uno da la hora buscando las direcciones jajajaja porque no es visita domiciliaria si uno no se pierde :D
    feliz día a todos los enfermer@s y a los que nos queda poco para serlo
    _*

  4. jesi says

    Gracias!!!! por sus palabras Antonio Jesus ,Camilo, Karen , Loló aqui seguiremos contando historias de Enfermeria y otros temas en Matasanos!!