Triage y RAC, métodos de prioridades de atención

Nunca está demás recordar dos grandes clasificadores en las prioridades de atención de los pacientes por el equipo de salud.

El trabajo en urgencia requiere de la rapidez y fluidez de cada uno de los profesionales de salud, para proveer la atención que necesita cada uno de los pacientes en el menor tiempo posible. Es por esto que para actuar rápidamente debemos utilizar métodos que nos ayuden a clasificar la atención.

TRIAGE es un vocablo francés que significa “clasificación y selección de heridos de guerra o de un desastre para determinar prioridad de necesidades y el lugar adecuado de tratamiento”, todo esto privilegiando la posibilidad de supervivencia en situaciones de demanda masiva, de acuerdo a las necesidades terapéuticas y los recursos disponibles por el equipo de salud y de rescate.

En el TRIAGE se clasifica a los pacientes por colores disponiendo de 60 segundos para ello:

  • Negro: cuando es cadáver o las posibilidades de recuperación son nulas
  • Rojo: cuando el paciente tiene posibilidad de sobrevivir y la actuación médica debe ser inmediata
  • Amarillo: Es un paciente diferible, para ser vigilado mientras se le puede atender.
  • Verde: Paciente levemente lesionado, que puede caminar y su traslado no precisa medio especial

En algunos TRIAGE diferencian el negro que es el paciente agonizante del blanco en que ya ha fallecido.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=ZiQgBwTfQhw[/youtube]

(en el video TRIAGE con método START)

RAC es un método de clasificación de enfermería intrahospitalario en los Servicio de Urgencia, avalado por la Joint Commission International, que se deglosa en Recepción, Acogida y Clasificación de los pacientes en la sala de espera, con el fin de:

  • recibir y acoger al paciente
  • realizar una evaluación clínica rápida
  • realizar intervenciones de enfermería
  • establecer prioridad asistencial
  • informar al paciente

De acuerdo a lo anterior se prioriza, definiendo cuatro niveles:

  • Nivel I o Urgencia Vital: Riesgo potencial elevado, que requiere atención inmediata
  • Nivel II o Patología muy urgente: Potencial de deterioro que necesita cuidados rápidos, la espera no debe pasar 30 minutos
  • Nivel III o Patología urgente: No hay riego potencial de deterioro a corto tiempo, la espera no debe pasar 2 horas
  • Nivel IV o Urgencia Relativa: No hay riesgo, la espera no es un factor de riesgo
  • Nivel V o Urgencia Menor: No hay riesgo, el paciente puede asistir a un control

Cada uno de estos métodos, buscan mejorar la calidad y la eficacia de los Servicios de Urgencia y Emergencia para mejor respuesta a las necesidades de los pacientes, asegurando calidad y rapidez de atención.

Link: Wiki, Triage y Rescate, RAC

Comments